Astigmatismo

Junto con la miopía y la hipermetropía constituyen los defectos de refracción. El astigmatismo en muchos casos se debe a que la córnea tiene una forma diferente de una esfera y por tanto tiene distintos radios de curvatura. En otros casos podemos encontrar también astigmatismo interno debido a otros medios oculares.

El astigmatismo produce visión borrosa cuando es en un grado medio y alto tanto en visión cercana como lejana. Cuando es un grado más leve, produce falta de definición en la imagen que vemos, sin llegar a ser tan borroso. Esta situación produce en muchos casos otros síntomas como dificultad para realizar tareas visuales sostenidas en el tiempo produciendo una falta de atención por causa visual, cefaleas, ojo rojo, lagrimeo, conjuntivitis de repetición…síntomas que son muy parecidos a los que produce la hipermetropía.

El astigmatismo se compensa con medios ópticos: gafas y/o lentillas.

Tu privacidad es importante para nosotros Utilizamos cookies propias y de terceros para analizar tu navegación con fines estadísticos, de personalización (e.g., idioma) y publicitarios, incluido el mostrarte publicidad personalizada a partir de un perfil elaborado en base a tu navegación. También puedes aceptar todas las cookies pulsando el botón “Aceptar”    Más información
Privacidad